viernes, 6 de septiembre de 2013

Impaciencia

Si paz-ciencia es la ciencia de la paz, la impaciencia podemos afirmar que, es la imposibilidad de obtener esa paz.

Tenemos paciencia cuando permitimos que las cosas ocurran siguiendo su propio orden natural, concediendo el tiempo y las atenciones necesarias en cada parte del proceso.

Si plantamos la semilla de una flor en una maceta debajo de la tierra manteniéndola a salvo del frío o del calor y de la depredación de los pájaros, protegida, permitimos que esa semilla crezca, se desarrolle. Con el tiempo, esta semilla se asomará al mundo y se hará visible en forma de tallo con hojas para después transformarse en una delicada y perfumada flor que, sintiéndose segura de lo que es, compartirá su belleza para deleite de todo aquél que sea capaz de reconocerla.

La impaciencia quiere manipular este proceso empleando medios artificiales o saltando partes del proceso mismo con tal de obtener, en el menor tiempo posible, unos resultados que se me antojan parcos, efímeros, de baja calidad.

Como seguro ya habréis advertido, el proceso que sigue la naturaleza para culminar con éxito el propósito para el que fue diseñado la semilla plantada, es idéntico al que sigue el MAT, o mejor, el coaching MAT en su dinámica, tiene gran analogía a cómo funciona la naturaleza ya que, cuando queremos conseguir “lo que sea” en nuestra vida, que puede ser desde solucionar un asunto personal, alcanzar un objetivo profesional o simplemente sentirnos bien dentro de nuestra piel, a través del orden que propone el MAT en su “rueda” emocional, acompañado con el tiempo necesario para ir integrando cada sistema, por supuesto, puedes llegar a conseguir magníficos resultados.

Con la impaciencia, tal vez plantes una semilla y haciendo trampas, quieras saltarte o acelerar el proceso de desarrollo (tiempo-tristeza) o el de la corporalidad del tallo y hojas (rabia) queriendo pasar, por ejemplo, directamente al de la alegría de ver el esplendor de sus flores que, sin dejar de ser flores, sin duda, su brillo será pálido.

Desde el punto de vista del sistema emocional MAT, la impaciencia se produce cuando, mediante determinada acción (Rabia) queremos forzar un resultado en vez de dar tiempo (Tristeza) para que ese resultado, con paciencia ;-) , se produzca naturalmente aunque en segundo plano, de manera discreta, también estemos pendientes de ciertos cuidados para que nuestro propósito llegue a buen fin.

Juanjo Coach MAT

 

impaciencia1

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.