lunes, 16 de mayo de 2011

Creatividad: Coaching y poesía

Lic. Andreína Vezga y Lic. Olga Edith López

Crea cambios en tu vida cuando los consideres necesarios: si estás cansado de hacer lo mismo de siempre y quieres replantear tu historia; si hay un sueño oculto que deseas hacer realidad; si eso que haces repetidamente una y otra vez de la misma forma no da los resultados que esperas; si la vida misma te exige asumir las cosas de una forma distinta, entonces cambia, sin temor alguno. Los cambios suponen decisión: dejas algo atrás para obtener algo nuevo. Sí, no sabemos qué pasará, nadie lo sabe, pero si no probamos, ¿cómo saber qué puede ocurrir?

Oye tu voz interior, esa que otros llaman conciencia y a la que algunos denominan sexto sentido. Sólo tú sabes lo que quieres y también está dentro de ti la respuesta o el camino para llegar a tu meta. Bien vale oír consejos, opiniones, contemplar perspectivas ajenas, pero sólo tú sabes bien qué hacer.

Amate. Atiende tus necesidades. Consiéntete. Tu vida, tu cuerpo, tu espíritu, tus emociones, tu intelecto requieren de total cuidado. Lucha por mantener el sabio y justo equilibrio. Alimenta el alma y la razón tanto como lo haces con tu organismo externo. El amor propio es pieza fundamental para completar el rompecabezas del éxito.

Crece como ser humano y no dejes de lado tus aprendizajes previos y significativos. Tu pasado es una mochila donde cargas todo lo vivido. Sé práctico: lleva en ella lo que te sea útil en tu andar y desecha aquello que no te sirve o que puede ser nocivo. No se trata de vivir en el pasado, sino de tomar de él lo que necesitamos; tampoco se trata de olvidarlo por completo, pues la memoria es una conciencia latente.

Hoy vive en plenitud. Descubre en cada detalle que te rodea una nueva sorpresa, un nuevo aprendizaje, una nueva melodía, un nuevo color. No dejes pasar el día sin asombrarte por la novedad de algo que hasta ayer pensabas insignificante o cotidiano. Todas las cosas, por simples que sean, tienen su magia y su secreto. ¡Gózalo!

Irradia la mejor energía todos los días, eso te servirá para atraer energías similares. Somos como imanes y de nosotros depende lo que atraigamos a nuestro mundo. Y si sonríes, sonrisas recibirás. Y si abrazas, abrazos recibirás. La buena vibra se contagia más rápido que cualquier virus. La alegría es la puerta a la armonía.

Nace cada mañana al despertar. La vida es única. Planea tu agenda para hacer todo lo que debes hacer, pero también dedica tiempo a aquello que quieres. También, de vez en cuando, deja los planes de lado y disfruta de improvisar una actividad nueva.

Goza los pequeños instantes que conforman la felicidad tanto como cada paso, cada escalón, cada bocado del proceso que sigues para cumplir una meta. La felicidad no es sólo conseguir lo que queremos y hemos planeado; la felicidad a veces nos atropella de improvisto, llega sin a avisar, sin ser planeada y de maneras inesperadas. Que tus ojos no sean ciegos ante aquello que te abraza aunque no lo esperabas, eso también es parte de la felicidad.

Que las enseñanzas del Coaching siempre sean de utilidad para todos… Que el Coaching siga siendo un sendero diferente para llegar a nuestro destino.

Andreína Vezga es Lic. en Ciencias Administrativas de la UNAM, Especialista en Recursos Humanos y Olga Edith López es Lic. en Lenguas Modernas de la Universidad Pedagógica Nacional y Mg. en Lingüística Española del Instituto Caro y Cuervo; trabaja en el sector editorial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.