lunes, 23 de julio de 2012

2011

Por Dr. Ariel Orama López

¡Celebremos, recién iniciamos un nuevo ciclo en nuestras vidas! Los aires del 2011 ya se sienten por doquier. En estos momentos, le invito a que despegue una página adicional de la libreta de sus sueños y elabore su “lista de resoluciones 2011”:

1. El año 1: ¿Si tuviera la oportunidad de iniciar su vida desde cero, ¿qué modificaciones haría? ¿Qué cambios son trascendentales en este período, para comenzar a vivir desde una perspectiva diferente? ¿Cuál es su misión y visión personal y profesional a partir de ahora? ¿Si tuviera que redactar la lista de sus últimos cinco deseos en esta existencia, ¿cuáles serían?

2. Tecnología: ¿Qué destrezas tecnológicas debo desarrollar para satisfacer las expectativas del mundo globalizado? ¿Qué ajustes necesarios debo efectuar para poder estar más conectado con la Tierra, a partir de ahora, y menos con el universo virtual (menos horas dedicadas a facebook, twitter, otros)? ¿Qué me falta por aprender sobre los nuevos adelantos tecnológicos y el potencial para establecer negociaciones a través de estos?

3. Metas específicas: ¿Qué cinco metas específicas logrará desde ahora hasta enero de 2012? ¿Qué objetivos deberá cumplir para conseguirlas y para cuándo deberá alcanzarlos (colóquele fechas)? ¿Cuáles serán sus aliados para alcanzar tales objetivos? ¿Con quién los consultará (de tal manera que pueda establecer cuán realistas son o incluso confirmar que ya fueron alcanzados)? ¿De qué situaciones deberá desprenderse para lograrlos? ¿Cómo será su proceso de negociación si alguno de sus objetivos no se logran? ¿Cómo manejara los momentos de frustración en el proceso de obtener sus metas? ¿Qué conversaciones internas deberá callar a la hora de ejecutar sus objetivos? ¿Qué discursos internos deberán predominar en su mente para manifestarlos en la realidad?

4. El ego: ¿Qué cambios en su actitud deberá asumir para mejorar su relación con los demás ante la llegada de un nuevo ciclo? ¿Qué palabras deberá eliminar en sus discursos con los demás, que de alguna manera sean ofensivas o le afecten en su modo de proceder con los otros? ¿De qué manera deberá comenzar a cultivar valores productivos en el ámbito de las relaciones (tales como la transparencia, la humildad, el respeto a la diversidad, la solidaridad y el desapego)? ¿Qué valores o cualidades se integrarán a partir del 2011, como parte de su visión y misión personal?

5. El elemento tierra: ¿Qué haré para mejorar mis finanzas a partir de enero de 2011? ¿Cómo definiré operacionalmente el concepto de “salud financiera”? ¿Será necesario implementar cambios en cuanto a los gastos semanales o la utilización del fondo de emergencias? ¿Qué nuevas negociaciones y proyectos llevaré a cabo a partir de este año? ¿Qué formaciones deberé adquirir como parte de mi mejoramiento profesional?

6. Naturaleza: ¿Cómo será mi relación con la naturaleza, a partir de ahora? ¿Qué cambios alimentarios debo efectuar? ¿De qué manera mi empresa puede ser agente de cambio en cuanto a los aspectos ambientales?

7. La foto del 2011: Si usted viajara en el tiempo hasta diciembre de 2011 y le tomaran una fotografía: ¿Qué elementos compondrían su foto? ¿Cómo usted luciría? ¿Qué habrá logrado? ¿Quiénes estarán con usted? ¿Qué emociones sentiría una vez haya alcanzado todas sus metas y objetivos? ¿Quién o quienes estarían orgullosos de sus logros? ¿De qué manera estos logros repercutirían de forma positiva en el contexto familiar, en su relación de pareja, o en su vínculo de amistades?

Una vez finalice su lista de resoluciones, sea capaz de reducirlas a una oración. Finalmente, sea capaz de reducirlas a una palabra o una imagen, y grábela en su mente. Lo que usted haga finalmente con su hoja de resoluciones es irrelevante: lo importante es que un nuevo ciclo iniciará y usted tendrá la oportunidad de tomar el timón de su vida y su carrera profesional con nuevos ojos y una nueva dirección. Sólo le quedan algunos días para elaborar su lista de resoluciones para el año 2011, pero no hay problema: el número de páginas de la libreta de sus sueños es, sin lugar a dudas, infinito.
Finalmente, ¿qué hará, aquí y ahora, para convertir su vida en un álbum fotográfico de realidades? (¡Feliz 2011!)

Tu palabra de acción: génesis

Tu afirmación: “Soy un nuevo ser a partir de hoy”.

La pregunta: ¿Qué cambios efectuaré hoy, Aquí y Ahora, para poder rediseñar mi vida de un modo diferente a partir del 2011?

(El autor es Psicólogo Clínico, Coach Certificado de Coachville Spain/The Internacional School of Coaching. Autor de los libros: Psicología como profesión: Orígenes y tendencias y Sinapsis Crëativa: Crea.tu.Universo.)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.